Catón el viejo y el Dr. Johnson, dos notables cascarrabias