A propósito de la reciente edición de las notas sobre cultura popular de Antonio Gramsci